Compartir

Frase muy conocida por todos es la que lleva el título de la presente, guardando las diferencias y con mucho respeto. Pues la población ya es muy apática ante cualquier actividad en donde tenga algo que ver el gobierno local de Tlatlauquitepec, esto no deja de lado a las actividades organizadas, dirigidas y costeadas estrictamente por el Gobierno del Estado. Pagan justos por pecadores.

PUBLICIDAD

Es el caso de la caravana cultural que hoy está visitando al pueblo, esta viene del Gobierno del Estado, pero la falta de difusión por la autoridad local y el hartazgo por todo lo que tenga que ver con el ayuntamiento está propiciando que no tenga éxito, muy baja participación por parte de la población, al grado que tuvieron que convocar a los trabajadores del Ayuntamiento para que ocuparán las sillas, diría la gente mayor, poco ruido y muchas menos nueces.

No está por demás acudir, hagamos caso omiso al descontento general por quien preside el Ayuntamiento y algunas de sus huestes, acudamos y participemos en esta caravana, que repito, es estrictamente auspiciada por otros niveles de gobierno, sea está la motivación para que el Gobernador continúe enviando salud, educación y cultura a nuestro municipio. Al fin se paga con nuestros impuestos, entonces disfrutemos y encaminamos a nuestros hijos en el amplio sendero de la cultura.

Comentarios

Comentarios